DEPORTES

Polo acuático

Acuáticos El Polo acuático es un deporte de piscina en el que se enfrentan dos equipos. El objetivo del juego es marcar el mayor número de goles en la portería del equipo contrario, en el tiempo que dura el partido

Los equipos, diferenciados por el color del gorro, cuentan en el agua con seis jugadores y un portero. Existen faltas, expulsiones temporales y expulsiones definitivas. Un partido se divide en cuatro tiempos de juego efectivo (cuando el balón está en juego) de ocho minutos cada uno.
Esta intensa disciplina requiere que sus jugadores destaquen por su resistencia física, por sus buenos reflejos y saber nadar bien.

En la foto, un jugador de polo acuático atajando el balón que va en dirección a la red.

Historia del deporte

El Polo acuático surgió a finales del siglo XIX en Inglaterra y Escocia, aunque en un principio se le denominó balonmano acuático.

Entre 1890 y 1900 la disciplina se extendió por toda Europa y se organizaron torneos en Alemania, Austria, Francia, Bélgica, Hungría e Italia siguiendo las normas desarrolladas en Inglaterra. En 1900 ya pasó a formar parte de los Juegos Olímpicos.

La disciplina, que se disputa tanto para hombres como mujeres, hizo su aparición en los Juegos Panamericanos desde su primera edición en Buenos Aires 1951.

El medallero histórico lo lidera la delegación estadounidense con 24 medallas en total. Destacan 18 preseas de oro.

En la foto, un jugador de polo acuático atajando el balón que va en dirección a la red.

¿Cómo se compite?

El juego se practica dentro de una piscina, donde se enfrentan dos equipos y el ganador será el que mayor número de goles anote en el tiempo reglamentario.

Es una constante marcar y desmarcarse, salir en persecución del contrario cuando este intenta eludir al rival. Y, al mismo tiempo, los jugadores se escabullen en cuanto un compañero de equipo entra en posesión de la pelota, para así poderla recibir libremente y contemplar la jugada. El penal es el castigo de una falta grave cometida en la zona de los cuatros metros de la portería.

Está prohibido que los jugadores pisen el suelo de la piscina y, generalmente, la profundidad de la piscina no se los permite. Los jugadores tienen que mantenerse todo el partido flotando, lo que les hace consumir mucha energía.

Otras prohibiciones son las siguientes: introducir el balón debajo del agua, sujetarse de los bordes de la piscina o de los polos de la portería durante el juego, pegar a la pelota con el puño, empujar o desbloquear a un adversario que no está en posesión de la pelota, dar patadas, tocar el balón con las dos manos y situarse a menos de dos metros de la línea de gol cuando no está en posesión de la pelota.

Trivia

¿Qué está permitido en el Polo acuático ? Marca las opciones:

Ver aquí

INFORMACIÓN A LA COMUNIDAD

Sigue el Instagram @waterpolochile_oficial, para ver las hazañas de las selecciones nacionales, así como a los jugadores chilenos en Europa.

Volver a deportes